Portada » Q'TAL! » Fabio Escobar: “Con Haedo pasamos muchas cosas”
Q'TAL!

Fabio Escobar: “Con Haedo pasamos muchas cosas”

fabio-escobar-0134El fútbol le gustó desde chico. En su natal Buena Vista, de Caazapá, Fabio Escobar se escapaba del colegio para ir a “chutar” con sus amigos.

“De pequeño era muy cabezudo, en la escuela varias veces pisé la dirección, la directora siempre les llamaba la atención a mi mamá o a mi papá. Casi siempre por culpa de la pelota. Y por eso creo que gracias a Dios salí futbolista”, recuerda como anécdota.

Sin embargo, Fabio recuerda que siempre fue bueno en matemáticas. “Para mí era muy fácil y hasta hoy me llevo bien con las matemáticas”, asegura.

– ¿Es cierto que tu familia es bien numerosa?

– Nosotros somos somos diez hermanos en total, de los cuales somos ocho varones y dos mujeres.

– ¿Alguno de tus hermanos salió futbolista también?

– Sí, también fueron futbolistas, pero allá hacia mi casa nomás. Uno de ellos sí llegó a jugar como profesional en varios equipos. Ahora mismo está jugando en Indonesia, se llama Silvio Escobar.

– ¿Qué recuerdos te trae tu valle, cómo era tu vida allá?

– Yo prácticamente nací en una cancha, ya que en frente de mi casa está el club 21 de Junio de Buena Vista, del cual soy hincha fanático. Vivía en la cancha prácticamente, no salía de ahí. Mi papá, Juan Gregorio Escobar, nos exigía bastante, ya que él era veterano de la Guerra del Chaco, pero siempre nos apoyó en todo. Nos enseñaba cosas, de si por ahí nos íbamos a vivir otro lado, cómo manejarnos solos. Mi mamá, Juana Bautista Benítez, también nos apoyaba en todo.

– ¿A qué edad saliste de Buena Vista?

– Estuve en mi ciudad hasta los 16 años. Jugaba en el 21 de Junio. Salimos campeones en el Interligas. Yo fui el goleador de ese torneo, y de ahí me pasé como refuerzo a Guaraní de Caazapá. Luego un señor fue a buscarme, compró mi pase y me trajo al club Tembetary, en el año 98 o 99 creo, en donde jugué hasta el 2001. Ahí lo tuve de compañero a Nelson Haedo Valdez.

– ¿Cómo vivían en Tembetary?

– Con él compartimos y pasamos muchas cosas, cosas de la vida. Todos saben que Epifanio Rojas era un personaje en el fútbol. A veces, cuando uno hacía un mal partido, allí mismo te echaba del club, después se le pasaba el enojo y te llamaba de nuevo a los dos o tres días. A mí varias veces me pasó eso y también a Nelson. Una vez se pelearon bastante mal con el presi y él se fue a Cerro, donde casi se quedó, pero se fue otra vez a buscarle Epifanio y volvió a  Tembetary. De ahí se fue al Werder Bremen, yo me fui tres meses después de Nelson, a prueba, casi me quedé pero Epifanio Rojas creo que pidió mucha plata por mi pase y por eso yo volví. Yo tenía una muy buena oportunidad de quedarme en Alemania, pero lastimosamente no se pudo, encima que en ese tiempo había muchas facilidades para quedarme ya que el presidente del Werder Bremen, por su señora paraguaya, tenía mucha afinidad con nuestro país.

BUEN COCINERO

fabio-escobar-0153

“Con el tema de la comida nunca tuve problemas en ningún lado, porque en donde me iba siempre probaba todo lo que había. Eso me encanta, por eso nunca tuve problemas con la alimentación”, comenta orgulloso.

– ¿Cuáles son tus comidas favoritas?

– Acá mis comidas favoritas son la oveja, cabra a la parrilla. La gallina casera también me encanta.

– ¿Cocinás algo?

– A mí me gusta mucho cocinar, preparo las carnes para poner a la parrilla, o sino otra comida. Yo no tengo ni un problema para meterme a la cocina, es más, no quiero luego que nadie me moleste cuando estoy cocinando.

– ¿Qué es lo que mejor te sale?

– El asado es lo más fácil para preparar, mi palo es, jajaja… Con mi señora nos ayudamos siempre, ella también cocina, pero cuando me toca a mí, cocino lo que a mí me gusta.

– ¿Qué pasatiempos tenés?

– Algunas veces me voy a la pesca con mis amigos, los fines de semana, toda vez que tenga libre. O sino me voy a Buena Vista, pero un ratito nomás, ya que nunca tengo mucho tiempo, pero les aviso a mis amigos y a mis hermanos que me voy a ir. Entonces ellos ya lo tienen todo preparado cuando yo llego a casa. Me voy junto a mis amigos de infancia, nos juntamos a tomar tereré, nos acordamos de cuando éramos chicos.

– ¿Que tipo de música escuchás?

– En cuanto a la música, me gustan todos los ritmos, menos la lenta.

– ¿Y sos buen bailarín?

– Muy poco, añe defende’imi jajaja… La verdad que no salimos luego, mi señora y yo somos muy hogareños. Preferimos quedarnos en casa, ya que Júnior es pegadísimo a nosotros. Él duerme con nosotros, todo el día está con nosotros. Cuando llego de las prácticas ya me quedo con ellos. Cada vez que nos vamos a algún lugar, nos vamos todos juntos.

HIJO CERRISTA, ESPOSA OLIMPISTA

fabio-escobar-0011

– ¿Es cierto que tu hijo te salió cerrista?

– Mi hijo está entrenando en Cerro Porteño, en futsalito. Y sí, es fanático cerrista, va a entrenar al club los martes y jueves, le está yendo muy bien.

– ¿En qué puesto juega?

– Él se está desempeñando como central.

– Tu hijo es cerrista… ¿y vos sos olimpista? -Fabio le hizo un par de goles a Cerro y tuvo unos festejos polémicos-.

– Yo soy hincha de Nacional, hasta tengo un tatuaje en una pierna con la imagen de Arsenio Erico. Mi señora sí es fanática de Olimpia.

– ¿Y cómo tu hijo salió cerrista?

– Él eligió solito para su club, nosotros no le podemos elegirle para su club. Pero me parece que su tio “Guille” Beltrán le hizo cerrista. Le gusta mucho Cerro. Te cuento una anécdota: la primera cancha que pisó fue justamente la Olla, cuando yo estaba en Guaraní y jugábamos ante Cerro.

– Sos de llevar mucho a tu hijo a la cancha, te mostrás mucho con él, hasta le solés “luquear” igual que vos…

– Sí, tenemos una relación muy fuerte. Como te dije, hasta ahora duerme con nosotros. Le dedico mucho tiempo. Cada vez que tenemos tiempo nos vamos a visitar a mamá, y acá está compartiendo con su otra abuela, con sus primos, porque está entrando en una escuela que queda a dos cuadras de la casa de su abuela.

– ¿Qué planes tenés, esperás alguna transferencia, ya pensás en lo que harías cuando dejes el fútbol?

– La verdad que ahora solamente le tengo a Rubio Ñu en mi pensamiento, por el momento no pienso en otra cosa, capaz que cuando me retire me ponga a estudiar para ser técnico de fútbol o poner un negocio. Mi señora es Licenciada en Deportes y le gusta mucho el tema de las pesas, capaz que pongamos un gimnasio o vamos a ver qué cosa hacer.

AMA A LAS MASCOTAS

fabio-escobar-0029

“Estamos en una fundación que se encarga de rescates de perros callejeros, con Diana Camarasa, les apoyamos siempre. En casa también tenemos tres perros de mascota. Uno se llama Pirlo, otro Gaspar y la otra se llama Chelsea. Nos encantan los animales. Hasta un lorito tenemos en la casa y otras aves también”.

FAMILIA

“Hace 10 años que estamos juntos con mi mujer, ya que es muy importante la familia, es lo más lindo cuando uno llega de la practica y tu familia te está esperando. Que tu hijo te abrace y tu señora también, eso es lo más lindo que le puede pasar a uno. Y que te apoyen en las buenas y en las malas es impagable”.

LOS PÉNDEX

“Lo que yo veo ahora en el fútbol es que los jóvenes no mantienen esa humildad, yo creo que eso es lo que les falta. Cuando apenas juegan dos o tres partidos en la Primera ya se creen todos ídolos, ni que fueran Maradona. El fútbol no es así, en el fútbol uno tiene que mantener siempre la humildad”.

MIEDO

“En el fútbol de nuestro país hay varios defensores a los que les tengo miedo. Uno de ellos es Robert Servín, porque él te puede romper todo luego. Y en su época también a Julio Manzur, hay varios defensas que son demasiados fuertes, pero juegan sin mala intensión”.

En Tucumán me fue bastante bien, allá hice goles muy importantes para el club, ellos de eso no se olvidan. Hasta ahora se acuerdan de mí y me invitan cuando hay algún acontecimiento importante para el club, aniversarios y eso, me envían la invitación siempre y eso no tiene precio. Yo estoy muy feliz por eso, mas todavía la gente del interior de la Argentina, son bastantes amables y cariñosos, la verdad que pasamos demasiado bien en la ciudad de Tucumán.

HISTORIA CON CAPIATÁ

fabio-escobar-0014

Fabio Escobar fue una de las figuras claves de aquel Capiatá que ganó a Boca Juniors en “La Bombonera” por la Libertadores. “Nosotros estábamos confiados que íbamos a sacar un resultado positivo, porque teníamos esa humildad, que es muy importante en el fútbol. La verdad que nos fuimos a hacerles callar a 60 mil personas en La Bombonera. Creo que después de 35 años un equipo paraguayo pudo ganarle de nuevo a Boca en su cancha, después de Olimpia. Eso se quedó en la historia, quién sabe cuándo se le va a poder ganar otra vez a ese equipo en su cancha”, dice con orgullo.

La verdad que ahora mismo mi objetivo personal y de todos mis compañeros y el cuerpo técnico es clasificar con Rubio Ñu a un torneo internacional el próximo año, ya que hace varios años que el club está sufriendo el tema del promedio en la tabla y ahora tenemos la posibilidad de entrar en una copa internacional y eso sería muy lindo poder entrar con la institución en la historia, así como lo hice en el Deportivo Capiatá, en todos los equipos que jugué en nuestro país conseguí algo importante en clubes que llegué a participar en los torneos internacionales.

Para mí haber estado en la Copa América con la Albirroja fue una de las experiencias más hermosas que me tocó como futbolista, fue inolvidable. Aparte de eso, le ganamos a Brasil y nos quedamos como primeros en la serie. Me acuerdo en ese partido de Diego, que jugaba en el Atlético de Madrid, cuando terminó el partido yo quise cambiar mi camiseta con él pero los brasileños salieron corriendo todos de la cancha y no me quiso cambiar la remera. Pero fue una experiencia muy linda, fue algo inolvidable que se quedó en la historia.

FICHA PERSONAL

Fabio Escobar nació en Buena Vista, Caazapá, el 15 de febrero de 1982. Su mujer se llama

Marlene Vega y su hijo, Fabio Júnior Escobar. Es hijo de un veterano de la Guerra del Chaco, Juan Gregorio Escobar, y su mamá se llama Juana Bautista Benítez.

COLEGIO O FÚTBOL

Fabio hizo sus estudios primarios en su ciudad natal, Buena Vista. Su intención era completar después la secundaria, pero le fue imposible, porque tras terminar el segundo curso tenía que decidirse entre el fútbol o el cole.

CLUBES

Después de pasar por clubes caazapeños, jugó en la Intermedia con Tembetary. En el 2002 debutó en Primera, con el Sportivo San Lorenzo.

En el 2003 se fue a jugar en Chile, en el club Puerto Montt, de donde vino a Nacional, club del que se declara hincha.

En el 2005 se fue al Toluca de México, en donde jugó un año, después volvió a Nacional. En el 2007 se fue a Ecuador, al club Macará, para regresar una vez más a Nacional, para salir campeón y goleador del campeonato.

Luego, un grupo de inversores compró su pase y lo llevaron al Atlético Tucumán de Argentina, donde jugó un año, haciendo goles de todos los colores.

Su siguiente club fue Argentinos Juniors, en donde estuvo seis meses. Sus siguientes clubes fueron Guaraní, Atlético Huila de Colombia y Capiatá. Ahora juega para Rubio Ñu.

Comentarios

Tags

Enviá tu denuncia

Mandanos tus plagueos, felicitaciones, fotos, videos, eré erea.

Twitter

Facebook