Portada » Policiales » Ni los muertos pueden descansar de malandros
De esto se habla Policiales

Ni los muertos pueden descansar de malandros

SOCORRO. Ni omanoa ndojerespetavei: reventaron el panteón ajeno.

PEDRO J. CABALLERO. El cadáver de una persona fue encontrado tirado en medio de los panteones del cementerio de la capital del Amambay. Al mismo le cortaron la cabeza y uno de los brazos.

Pero en esta ocasión no se trató de un jejuka por manos de sicarios, el prójimo al cual fueron a molestar en su eterno descanso era don Julio Cardozo (70), quien pasó a mejor vida y fue enterrado el día miércoles en el camposanto de esta localidad.

Siendo las 07:00 am, los guardias de “seguridá” en pleno recorrido “lentearon” que algo andaba mal porque vieron tendido en el piso el cuerpo de una persona, en el pasillo, al costado de un panteón. Al acercarse para vichear el asunto se percatan que se trataba del señor que días atrás fue dejado en su última morada.

Los desgraciados reventaron los ladrillos del panteón y sacaron del cajón al abuelo colocándole en el piso para luego llevarse un brazo y la cabeza del finado, quien ñandereja por un problema cardíaco.

De los que hicieron este asunto de profanación de la tumba del abuelito no se sabe nada, la Fiscalía no tiene ninguna pista, pero convocó a los familiares para que acudan hasta el sitio.

El camposanto se encuentra en pleno centro de la ciudad.

Ingresaron de noche

En la oscuridad, sacaron los ladrillos del panteón, abrieron el cajón y sacaron el cuerpo.

Investigación complicada

No dejaron pistas en el sitio. No se sabe si vendieron las partes o es una especie de mensaje.

Comentarios

Twitter

Facebook