Universo 970 AM
En vivo
Universo 970 AM
Ahora suena
Radio Montecarlo
Ahora suena
HEi
Ahora suena
Radio Corazón
Ahora suena

JUGADOR, ZAPATERO Y LICENCIADO

Todos los que practican algún tipo de deporte sueñan con ganar dinero haciendo lo que les gusta y tener la tranquilidad de que nada les faltará a sus familias. En Paraguay el fútbol es la disciplina deportiva que más dinero genera, pero solo los que militan en Primera División y algunos que están en la Intermedia ganan lo suficiente para “vivir dignamente”, el resto necesita tener otro trabajo “seguro” porque sus clubes solo le da para el “pasaje” y un minúsculo premio por partido ganado.

Uno de los que viven esta realidad es Silvio David Verdún López, defensor central de Atlético Colegiales.

El atleta de 27 años hizo casi toda su carrera en el club ubicado en la zona de Cuatro Mojones y está muy agradecido al “Rojo” por la oportunidad que le dio; sin embargo, lo que gana como futbolista no le alcanza para mantener a su familia, por eso hace varios años trabaja en la zapatería “E y D Calzados”, donde es aparador, se encarga de coser todo tipo de calzados.

Aquí en su faceta de futbolista marcando a Jorge Ortega en el partido Olimpia-Colegiales por la Copa Paraguay

“Soy el más antiguo en Colegiales, un club al que le tengo mucho cariño, hace mucho tiempo que estoy en la institución. Tengo 27 años, estoy en Colegiales desde la Escuela de Fútbol. Solo un año dejé el equipo, fue cuando tenía 15 años, me fui un año a Libertad. Pasé momentos complicados porque me lesioné mal y tuve que dejar el fútbol por dos años. Me costó volver, pero lo logré”, relató a Crónica el zaguero.

Pero más allá de su pasión por el fútbol, todavía no puede vivir de la “pelota”. “Trabajo hace más de 12 años en una zapatería, desde las siete de la mañana hasta las dos de la tarde, después me voy a practicar”, he’i.

“Soy el más antiguo en Colegiales, un club al que le tengo mucho cariño, hace mucho tiempo que estoy en la institución. Tengo 27 años, estoy en Colegiales desde la Escuela de Fútbol”

SILVIO VERDÚN, Jugador de Colegiales

HERRERO. Y como si fuera poco, Silvio Verdún también es herrero, cuando el negocio de los zapatos “está en baja”, hace trabajos de herrería. “Mi papá es herrero”, he’i.

El profesor José Britos es como un hermano para mí”

Colegiales es su club de toda la vida, él lo llama su segunda casa.

Para Silvio Verdún trabajar con el entrenador de Colegiales, José Britos, es un gusto y se conocen hace mucho tiempo, tienen respeto y aprecio mutuo; es más, lo calificó como un “hermano”.

“El profesor José Britos me conoce hace mucho tiempo, es como un hermano para mí. Me apoyó muchísimo cuando me lesioné y dejé el fútbol por dos años. Otro al que le tengo un gran cariño es Miguel Mendoza, él ahora está en el 24 de Setiembre de Areguá. Trabajar con personas como ellos dos es muy bueno”, gatilló.

Tras gran esfuerzo se recibió de licenciado en el año 2017

Momento soñado para todo estudiante universitario, la oportunidad de defender la tesis. Aquí, Silvio posa con sus compañeros de promoción.

El defensor de Atlético Colegiales nació en el seno de una familia muy humilde, pero trabajadora. En su casa siempre le enseñaron que nada se logra sin esfuerzo y sacrificio, y él lo puso en práctica. Trabaja desde muy joven, juega al fútbol y además culminó sus estudios universitarios.

En el año 2017 recibió el título de licenciado en Ciencias del Deporte. “Fueron cuatro años de sacrificio, de mucho esfuerzo. No es fácil entrar a tu trabajo a las siete de la mañana, a la tarde te vas a practicar y a la noche a la Facultad”, explicó.

Y SIGUE SOÑANDO, DIDÁCTICA. El próximo objetivo de Silvio Verdún es hacer un posgrado en didáctica universitaria para poder enseñar.

El pequeño Yamir Samuel, su mayor motivación

Silvio junto a su hijo Yamir y su novia Yerutí Blanco.

Su familia es lo máximo para el futbolista del club fundado por la familia Zacarías. Hace 11 años está en pareja con Yerutí Blanco y tienen un hijo, Yamir Samuel de un año y medio, al que describió como su mayor motivación.

“La familia es lo máximo para mí. Hace 11 años que estoy con mi novia, se llama Yerutí Blanco y está por terminar la carrera de Contabilidad. Tenemos un hijo de un año y medio, él es todo para nosotros. Hacemos el máximo esfuerzo para que no le falte nada y para darle una buena educación”, contó.

Al ser consultado cómo hizo para mantener un noviazgo tantos años, acotó: “No tengo tiempo para la joda”.

Es hincha de Libertad y sueña jugar en el Guma

Se declaró hincha fanático de Libertad y no dudó en decir que le gustaría alguna vez vestir la casaca del Gumarelo. “Yo soy liberteño, al igual que mi papá. Sueño con jugar alguna vez en Libertad”, confesó.

Al ser consultado sobre los futbolistas a los que más admira citó a dos que hoy están en la entidad de Tuyucuá, Paulo Da Silva y Sergio Aquino.

“Admiro a Paulo, siempre me fijé en su juego, en cómo se para en la cancha. Tiene una gran personalidad”, lanzó.

Comentarios

En vivo
Universo 970 AM
Ahora suena
Radio Montecarlo
Ahora suena
HEi
Ahora suena
Radio Corazón
Ahora suena
Do NOT follow this link or you will be banned from the site!