Universo 970 AM
En vivo
Universo 970 AM
Ahora suena
Radio Montecarlo
Ahora suena
HEi
Ahora suena
Radio Corazón
Ahora suena

Ni Ñandejára se salvó de pecadores en pandemia

Ricardo Servín, vocero de la Policía en la zona de Encarnación, he’i que se llevan hasta las evidencias de los lugares robados.

En Paraguay, la pandemia logró que muchas personas se quedaran en casa, incluso los que nunca antes lo hacían. Pero para los “dueños de lo ajeno” no hay virus que les calme y ellos fueron los que aprovecharon a full la soledad de las calles nocturnas para hacer sus jugadas.

Pero sin blancos fáciles en la difícil oscuridad muchos se preguntarán ¿quiénes fueron sus víctimas? La respuesta clásica es “Dios sabrá”. ¡Y sí que lo sabe! Es que Ricardo Servín, vocero de la Policía Nacional en la ciudad de Encarnación, departamento de Itapúa, confirmó a Crónica que los malandros aprovecharon la pandemia para rapiñar varias casas de Ñandejára.

“Hace como quince días tuvimos uno, y esta semana otro. Están aprovechando que pocas personas están visitando las iglesias y entonces entran a robar”, dijo el uniformado.

Aseguró que los tupãokuéra se volvieron puntos débiles para los que controlan la seguridad y de fácil ingreso para los delincuentes. “La semana pasada tuvimos un caso en el barrio San Pedro entraron a la iglesia luego. Ahora tuvimos otro caso en el barrio San Blas. Entraron a la casa parroquial, llevaron las pertenencias del padre”, explicó el poli.

La semana pasada, autoridades de la parroquia Medalla Milagrosa de Zeballos Cué denunciaron anga que varios malandros ingresaron a la casa santa. En la ocasión, los mondaha se llevaron ndaje hasta las hostias que preparaban para los fieles que irían a la misa al día siguiente. “Es muy triste ir a encontrar destrozado el lugar santo”, he’i Servín.

INFILTRADO

Aseguró que en varias ocasiones ni siquiera tuvieron la necesidad de forzar la puerta y hacen los robos como si les dejaran entrar. “Creemos que tienen a alguien infiltrado en la iglesia”, he’i Servín.

INTELIGENTES

Uniformados aseguran que no contaban con la astucia de los malandros, ya que ni siquiera dejan sus huellas tras el hecho. “Son muy inteligentes y conocen de informática, por eso actúan así”, he’i.

Se llevan hasta evidencias avei contó el policía

Pero las investigaciones para dar con los “demonios” que se llevan las pertenecías de la iglesia no pueden seguir ya que según los polis “lo tienen todo fríamente calculado”.

Y es que los delincuentes ndaje se van directo en donde está el cofre del tesoro y hasta se llevan las evidencias que los incrimina en el hecho.

“No podemos llegar a identificarles porque son personas que conocen el lugar, o al menos tienen las coordenadas. En la iglesia de San Pedro se llevaron hasta el DVR del circuito cerrado. Por eso decimos que son personas que conocen los lugares en los que entran a robar”, señaló el uniformado.

Realizarán más controles para atraparlos

La casa parroquial del barrio San Roque de Encarnación fue robada mientras el pa’i oficiaba la misa ndaje.

En los robos a las iglesias de la ciudad de Encarnación, Servín detalló que se llevaron además de algunos artículos de valor, dinero en efectivo, pertenecientes a los sacerdotes de las iglesias.

“De San Pedro se llevaron unos 400.000 guaraníes. Y en San Roque si que llevaron 200 dólares y unos 600.000 guaraníes, además de DVR del circuito cerrado”, explicó.

Aseguró que ante la ocupación de los uniformados en controles para el cumplimiento de la pandemia, estas zonas quedaron como blanco perfecto. Prometió que estarán realizando controles a full en la zona por medio de recorridos en patrullas para pillar infraganti a los “visitadores de Dios”.

“Creemos que también pueden tratarse de las mismas personas, pero vamos a estar siguiendo sus pasos”, he’imi el poli.

Compartir en redes

Comentarios

En vivo
Universo 970 AM
Ahora suena
Radio Montecarlo
Ahora suena
HEi
Ahora suena
Radio Corazón
Ahora suena
Do NOT follow this link or you will be banned from the site!