Universo 970 AM
En vivo
Universo 970 AM
Ahora suena
Radio Montecarlo
Ahora suena
HEi
Ahora suena
Radio Corazón
Ahora suena

Ondina Cantero: “Los sueños se cumplen, solo depende de nosotros”

CARRERA. Ondina Cantero, una de las tres periodistas deportivas más reconocidas del país, nos cuenta cómo llegó a la posición en la que está hoy. No le fue fácil. Tuvo que remar contracorriente. Hoy es una figura destacada de Unicanal y El Trece.

– Esta semana te vemos haciendo una conducción diferente al rubro con el que se te identifica que es Deportes, ¿cómo te sentís haciendo “Musas”, en reemplazo de Malala?

– Sí, Mercy Monges, la productora general del programa, me sorprendió con la propuesta. Me sentí feliz y, por supuesto, agradecida. Primero, por la confianza de ella, porque tiene ojos para todo lo que hace, y, después, por el reemplazo, porque estar a la altura de Malala es todo un reto, pero nos identifica lo mismo. Somos kuña guapa. Así que me fue fácil por ese lado.

– ¿Te consideras una mujer versátil?

– Yo creo que para estar en los medios debés saber un poco de todo. Y, por sobre todo, estar preparada para los diferentes retos y oportunidades que te dará esta hermosa profesión. Y me sentí identificada con el programa porque somos guapas y valientes, en mi profesión, una que es netamente de hombres. Y todos en el Canal, la gente afuera también, me hicieron sentir demasiado bien en el programa.

– Hablando de tu carrera, muy identificada con el periodismo deportivo, ¿cómo se dio lo de meterte en ese rubro?

 

– Y siempre me gustó el deporte, el tenis, Fórmula Uno, y ni qué decir el fútbol. Fanática, siempre de la Albirroja. Y siempre quise ser periodista, recuerdo que me miraba al espejo, agarraba un cepillo y empezaba a hablar, haciendo de cuenta que estaba delante de cámaras. Llegué de Ciudad del Este a Asunción para hacer mi pasantía en Canal 9. Te hablo de febrero del 99. El señor Benjamín Fernández era el gerente de prensa del Canal en esa época. Empecé en prensa, tratando con los meses de llegar al área de Deportes y así fue que llegó justo la Copa América Paraguay 99 y ahí le pedí al señor Benjamín si podía pasar a Deportes. Me hizo hablar con el jefe de Deportes, entonces, nada más y nada menos que Arturo Rubin. Y así se dio mi comienzo en lo que tanto soñé ser.

– ¿Tenés familiares vinculados al deporte?

– No tengo familiares directos, sí personas muy cercanas que estaban ligadas.

– ¿Siempre apuntaste al fútbol??

– Guauuu, yo amo lo que hago y por sobre todo por lo logrado a lo largo de estos años. Porque nadie me regaló nada y menos espacios. Pero así también sé que tengo la capacidad e idoneidad para otros rubros.

– ¿Ibas a las canchas?

– Sí… y amaba ese momento, recuerdo que con el tío Yoyo (fanático de Guaraní) íbamos a la cancha todos juntos. De ahí que me volví fanática del Aborigen. Nos íbamos a casi todos los partidos de Guaraní.

– ¿Cómo fuiste ganando espacios en los medios?

– Ufff… Mirá que tuvieron que pasar 15 años para lograrlo. Empecé de abajo, y bien abajito, golpeando puertas, repartiendo currículum y pidiendo oportunidades para demostrar lo que amo hacer. Caí, tropecé y lloré un montón, pero así también viví cada una de esas etapas. Llegar a ser mujer periodista de un medio tan importante siendo mujer en esa época no era nada fácil y menos común en nuestro país.

– ¿Y cómo fuiste ganando respeto, siendo mujer?

– A base de mucho respeto, amor a lo que nos gusta de verdad hacer y, por sobre todo, con mucha responsabilidad. Por eso me preparé también académicamente. Entré a la Facultad, terminé la carrera de periodista en la UniNorte y en el 2002 hice el curso en el Círculo de Periodistas Deportivos del Paraguay. A la par de todo, el trabajo diario. La credibilidad y honestidad no se negocian y por sobre todo el de imponer tu trabajo y educación. Los sueños se cumplen, solo depende de nosotros.

– ¿A qué edad empezaste a trabajar en esto?

– Empecé a los 20 años, así que cumplí 21 años en la profesión. Para mí hoy es más que un orgullo.

– ¿Sentís que los futbolistas, los técnicos y los involucrados en general, en el fútbol, respetan tu trabajo, te respetan a vos como figura del periodismo deportivo?

– Sí, siento el reconocimiento de los futbolistas, dirigentes… Qué linda pregunta, porque creo que hace mucho eso. Y sí lo siento y mucho. Porque muchos me lo han dicho y reconocido, los años, la dedicación y el trabajo que hoy demuestro. Y es lo más lindo. Porque además hay respeto y reconocimiento de ello. El camino que hice con mucho esfuerzo y, por sobre todo, el respeto en este ámbito es fundamental.

– ¿Y los colegas, qué sentís de ellos?

– Súper es el trato, el relacionamiento, de hecho con algunos más que otros, hoy por hoy también recibimos el respeto y reconocimiento de ellos.

– Son unas cuantas ya a esta altura las mujeres en el rubro del periodismo deportivo, aunque pocas son las que lograron un lugar de destaque. ¿Cómo se llevan entre ustedes, suelen reunirse, pensaron en la posibilidad de armar un gremio de mujeres del periodismo deportivo?

– Súper. Yo la tengo a Marly conmigo, hoy trabajando juntas de vuelta, Sole que también vino luego y fue la primera en presentar noticias. Creo que somos las que quedamos en la profesión y nos mantenemos. Y luego hay un montón más que es muy lindo verlas arrancar. Siempre digo que hay un antes y un después de Marly, Sole y yo en el rubro de las mujeres. Antes era anormal, hoy es normal ver a las mujeres en este ámbito.

– ¿Qué soñabas ser cuando eras niña?

– Siempre soñé ser lo que hoy soy. Es lindo ir detrás de los sueños y, por sobre todo, verlos hechos realidad.

– ¿Cuánto tiempo llevás trabajando en Unicanal/El Trece?

– Este diciembre cumplo 4 años en el grupo JBB, Unicanal y ahora el 13. Orgullosa de ser parte de ello.

MEJOR MOMENTO

– ¿En qué momento de tu carrera creés que te encontrás?

-Estoy en un momento de mi vida profesional totalmente llena y feliz por lo que logré ser. Primero, como persona, profesional y por sobre todo el lugar conseguido. Más no puedo pedir en este momento. Reconocida por los directivos de mi grupo con el trabajo y las ganas que le ponemos a todo lo que hacemos. La onda que le ponemos y el amor al trabajo y camiseta del grupo puesta. Hoy soy lo que siempre quise ser: una reconocida periodista deportiva en mi país. No me fue fácil, sabía que no lo iba a ser. Pero también sabía que lo iba a lograr.

FAMILIA

– Para conocerte un poco más allá de tu trabajo como periodista deportiva, ¿estás casada, cuántos hijos tenés?

– Tengo 40 años, no estoy casada pero con tantos años como si estuviera, tengo una princesa de 12 años.

– ¿En tu casa se habla de fútbol?

– Jajaja… Cuando llego a casa sigue el fútbol, los deportes tooodo… Porque debemos estar informadas y actualizadas. Con mis hermanos sí hablo mucho de fútbol.

– ¿Qué hacés en tus días libres, días de descansos?

– Los días que le dedico a mi casa, a mi hija, a mi familia son los fines de semana. Sábado y domingo, amo por eso los fines de semana. Porque después laburo sin parar, pero es así literal, sin parar, de lunes a viernes. Y hasta hace poco hacía radio también, sábados. Pero dije no más. Laburo a fulll entre semana y los fines son para mí con mi familia, mi hija. Antes de la pandemia era una rutina salir a almorzar con mi hija cada sábado, hoy lo hacemos en casa.

– Las exigencias en televisión son altas en cuanto a imagen, ¿cómo te cuidás?

– Híjoleee… Sí…, no sabés lo que me cuesta cuidarme, primero por mi estatura, segundo porque Dios fue muy generoso conmigo y parece que me dio de más, y como no hago ninguna actividad física, debo cuidarme en las comidas. Y ahí le vamos siempre tratando de estar bien con una misma.

Así que por eso trato de cuidarme más que nada en lo que como, pero tampoco es de uyyyy… Esto no como porque no. Nooo, me doy los gustos.

– ¿Cómo afectó a tu vida esta pandemia?

– Y afectó muuucho, cambió y mucho en todo. Guauuu, desde ese privarte de salir y tener contacto con tanta gente que querés y estabas acostumbrado a ver. Y no poder hacerlo. De que paró el mundo por momentos y, por sobre todo, las vidas que se llevó. Tratamos con mi familia, mi mamá y mis hermanos a sobrellevarla por etapas, y muy comunicados para que no afecte tanto. No tuve casos positivos hasta el momento de ningún familiar directo. Así que feliz por ese lado. Y luego yo fui la que no paré de laburar desde el comienzo y hasta hoy, gracias a Dios, sana, fuerte y con ganas. Cambió el fútbol, la vida y la manera de cuidarse también. Y seguirá siendo así hasta encontrar la vacuna o la cura

Compartir en redes

Comentarios

En vivo
Universo 970 AM
Ahora suena
Radio Montecarlo
Ahora suena
HEi
Ahora suena
Radio Corazón
Ahora suena
Do NOT follow this link or you will be banned from the site!