Universo 970 AM
En vivo
Universo 970 AM
Ahora suena
Radio Montecarlo
Ahora suena
HEi
Ahora suena
Radio Corazón
Ahora suena

Rubén Darío Gigena: “Me decían ‘Pablito Lescano”

El argentino Rubén Darío Gigena habló de su paso por nuestro fútbol, donde se destacó con goles en el Sportivo Luqueño. Se acordó de Guido, de “Chiqui” Arce y un montón de cosas más

Por Jorge Izquierdo

Goleador nato. Esa es la descripción perfecta para nuestro entrevistado de hoy, hablamos del expelotero argentino Rubén Darío Gigena (40 años), quien supo jugar también en nuestro fútbol defendiendo las camisetas de Libertad, Cerro y el Sportivo Luqueño.

El hoy día DT de fútbol mantuvo una charla con Crónica, donde se acordó de varias cosas. “De mi paso por Paraguay tengo que resaltar que aprendí mucho, fue una linda experiencia.

Por ahí no rendí en Libertad y Cerro, pero en Luqueño hice varios goles y disfruté mucho de esa ciudad, esa gente y a esa hinchada que nos acompañaba siempre.

Jugamos la Copa Libertadores en el estadio de Luque y me parece que es una ciudad que respira fútbol, con hinchas muy apasionados”, arrancó diciendo Gigena.

Al ser consultado si aún mantiene esa larga melena, Rubén se mostró buena onda y dijo que “ahora ya no soy ese de pelo largo, eh. Usaba la vincha y todo.

Fueron muchos años con esa pinta. Ahora ya estoy más familiero, más onda tranqui”. El curepa también confesó el apodo que le pusieron los muchachos en la “República”: “Me decían ‘Pablito Lescano’ en Luque. Eran bromistas, nunca lo tomé a mal. Además, creo que hubo mucho parecido en ese entonces (le bajó en medio de risas)”.

“Para los paraguayos solo tengo palabras de agradecimiento, no esperaba que me llames y que me pidas una nota. Hace tiempo que salí de allí y que me sigan recordando es significado de que algo hicimos bien”, concluyó el hombre que reside ahora en Rosario.

El moquete que hubo entre dos excompañeros…

En medio de la charla, Gigena también tiró una confesión, fue algo que aconteció en el vestuario de Luqueño. “En el 2008 jugamos la Copa Libertadores ante Nacional de Medellín y el partido que jugamos en Colombia lo perdimos por goleada (3-0). En el entretiempo, Diego Martínez y Robert Servín se cagaron a piñas. Son dos tipos enormes que nadie los ganaba por arriba. Eran los dos referentes de ese equipo. Se dieron con todo, te juro, apenas los pudimos separar. Luego ingresamos de vuelta al partido. Son cosas del fútbol (risas). A veces los nervios y los impulsos te traicionan”, puntualizó el argentino nacido en Bahía Blanca.

Rubén en compañía de su familia.

El cocido con la chipa fue su gran debilidad

Gigena también admitió que aprendió a tomar cocido con chipa en nuestro país. “Me encanta la chipa, acá en Argentina suelo comprar. En Paraguay le tomé ese gusto. Acá le decimos mate cocido, allá es cocido con leche y chipa.

Qué genialidad eso. En cualquier momento me pego una vuelta por ahí. Hasta ahora recuerdo que iba a comer en un lugar de Luque, donde cocinaban una barbaridad. Hacían esa sopa que es impresionante”, remató Rubén.

La admiración por el “Mago”, “Chiqui” Arce y Derlis Soto

En el 2004 Rubén pasó por Libertad, donde no le fue avei como esperaba.

Ignacio Paniagua y “Lolo” Abente felicitan a Rubén en cancha del Gumarelo.

Pero se quedó impresionado con dos jugadores que también estuvieron en ese famoso equipo de los “repollácticos”: Francisco “Chiqui” Arce y Guido el “Mago” Alvarenga.

“Eran dos futbolistas que demostraron ser de gran calidad. Te pateaban una barbaridad. Guido tenía un guante en los pies, con una precisión fantástica. ‘Chiqui’ Arce tenía lo suyo y como persona era muy humilde.

Un crack dentro y fuera del campo. Otro de quien me acuerdo es de Derlis Soto, no hablaba mucho, pero lo que jugaba y corría ni te cuento. Juan Samudio era el goleador, cómo olvidarlo. Ese año Libertad armó un equipazo”, tiró Gigena.

¿Por qué no pudo tener chances en Cerro?

En el 2007, Gigena llegó a Cerro Porteño, se cansó de hacer goles en categoría Reserva, pero en la Primera ni se acordaban de él. “No sé, no le encuentro una buena explicación.

Rubén con la casaca del Audax Italiano de Chile.

Yo me esforzaba al máximo, tenía ganas, quería jugar, pero por lo visto no era del agrado del técnico (en ese en tonces estaba Javier Torrente). Encima lo conocía a Javier de mi paso por Newell’s. Increíble. Luegomme fui a Luqueño y pude recuperarme”.

“Tuve buenos compañeros también allí, el ‘Tigre’ Ramírez, Jorge Achucarro, estaba ‘Gatito’ Fernández también. Fue un paso fugaz por ahí”, finalizó Rubén.

Con ganas de poder dirigir el año próximo

Rubén nos comentó sobre su actualidad y apuntó que “me recibí de entrenador hace rato ya. El año pasado me retiré y ahora me sigo capacitando día a día.

El exdelantero fue campeón con The Strongest

Quiero poder dirigir ya de lleno desde el año próximo. Por toda esta pandemia no pudimos hacer nada este año. Sería lindo tener alguna oportunidad en Paraguay. Es un fútbol que ha crecido mucho y se volvió un buen mercado para varios entrenadores que están o pasaron por ahí”, completó nuestro protagonista.

El compañero que era mejor que ¡Messi!

Rubén se animó a decir algo que alguna vez nos dijo Valentín Filippini: “Manso era mejor que Messi”.

Gigena y Manso, dos que pasaron por Newell’s

Tal frase la repitió Gigena en nuestra nota: “Damian Manso era un crack, hacía cosas que nadie más lo hacía. Verlo era un lujo. Con Filippini y Manso fuimos compañeros en Newell’s”, le bajó Gigena.

MÁS DATOS

CLUBES

Gigena jugó en Libertad de Bahía Blanca, Liniers, Newell’s Old Boys, Unión de Villa Krause, Sol de América, Tiro Federal y Sporting de Punta Alta, del fútbol argentino.

HAY MÁS…

En el exterior: Libertad, Cerro y Luqueño (Par), The Stroingest (Bol), Cruz Azul e Indios (Méx), Audax Italiano, Iquique y Santiago Wandereres (Chi) y Al-Qadisiya de Arabia.

 

 

Compartir en redes

Comentarios

En vivo
Universo 970 AM
Ahora suena
Radio Montecarlo
Ahora suena
HEi
Ahora suena
Radio Corazón
Ahora suena
Do NOT follow this link or you will be banned from the site!