Universo 970 AM
En vivo
Universo 970 AM
Ahora suena
Radio Montecarlo
Ahora suena
HEi
Ahora suena
Radio Corazón
Ahora suena

“Como si fuera ayer”

Hoy se cumple un nuevo aniversario de aquel campeonato ganado por Cerro Porteño en 1987. Pedro Osvaldo García y José Domingo Riveros revivieron algunas sensaciones inolvidables de esa gesta.

  • Por Jorge Izquierdo

“Cada año la gente piensa que hago el asado por el día del liberal y no es así. Mi asado lo hago para festejar ese título del 87”, así y en medio de la nostalgia que le genera hablar de Cerro, arrancaba la charla con Crónica uno que supo ser figura en el esquema del DT Valdir Espinosa, hablamos de Pedro Osvaldo García, el 10.

“Recuerdo ese campeonato como si fuera ayer. Ahora lo valoramos mucho más. Salimos campeones después de 10 años de sequía. La gente estaba ansiosa, entusiasmada, te quería mostrar lo que era el Defensores del Chaco ese día que dimos la vuelta, una locura. Un lleno total”, siguió diciendo don Pedro.

“Antes se dejaba que los hinchas vayan a mirar los entrenamientos, era lindo, motivante, ejopy de otro voi cuando la gente te alienta. Fueron momentos realmente maravillosos que pasamos en Barrio Obrero”, añadió.

En cuanto a esa camada de peloteros del 87, con sed de gloria, con ese sentimiento puro hacia la camiseta azulgrana, García nos dejó una frase que los jugadores de las inferiores deben saberla: “El jugar por y para la gente es lo más lindo. Uno tiene que querer al club, sentir esa pasión. Ya después vendrá lo económico. Primero hay que entrar a dejar todo dentro del campo de juego, por esa gente que está pagando su entrada para verte jugar”, puntualizó el sanlorenzano.

ONCENO

En 1987, la base de Cerro era con: Raúl Navarro; Alcides Barreto, César Zabala, Catalino Rivarola, Justo Jacquet; José Riveros, Pedro Garay, Pedro Osvaldo García; Robson Retamozo, Tarciso y Félix Brítez Román. Otros nombres de ese plantel: “Taní” Struway, Francisco López, Gustavo Sotelo, Blas Cristaldo, “Joaozinho”, entre otros.

La odisea más linda para José Domingo

“Ese día amaneció lloviendo (partido definitorio ante Libertad). Después paró y la gente ya estaba afuera de la concentración cantando, tirando bombas, con sus banderas, con sus camisetas, ere eréa. Ya se venía algo espectacular”, expresó a nuestra hoja José Domingo Riveros, ese exvolante que corría toda la cancha, que metía, que pegaba, y que a veces le salía lo técnico en el campo de juego.

“A las tres era el partido y para el mediodía el ‘Defensores’ ya rebosaba de gente, era fantástico. Encima cuando eso el estadio era más grande, entraba más público. Al terminar el partido no podíamos salir, la gente no nos dejaba paso. Ese trayecto de Sajonia a Barrio Obrero, máximo es de diez minutos, esa vez llegamos en dos horas a la concentración. Una odisea que jamás voy a olvidar. Fue hermoso”, remató Riveros.

Compartir en redes

Comentarios

En vivo
Universo 970 AM
Ahora suena
Radio Montecarlo
Ahora suena
HEi
Ahora suena
Radio Corazón
Ahora suena
Do NOT follow this link or you will be banned from the site!